Con rúcula, láminas de parmesano y aceite de naranja casero.